El tejido adiposo  es una variedad especializada de tejido conjuntivo; integrado por un grupo de células denominadas adipocitos o células adiposas, especializadas en almacenar grasas o lípidos, sustancias consideradas como la fuente de reserva de energía química más importante de un organismo animal.

Funciones:
– Interviene como un reservorio de energía química.
– Modela la superficie corporal.
– Forma almohadillas amortiguadoras.
– Conserva la temperatura corporal, pues es un mal conductor del calor.
– Ocupa espacios entre los tejidos y órganos manteniéndolos en sus posiciones.

Clasificación:

  • Tejido adiposo común, blanco o amarillo (grasa blanca o amarilla). También llamado unilocular, porque los lípidos se almacenan, en un solo compartimento (locus), en el interior de las células como una gran gota citoplasmática.  Los lípidos almacenados en los adipocitos, son principalmente grasas neutras o triglicéridos (ésteres de ácidos grasos y glicerol). Durante el ayuno las células adiposas liberan gradualmente los lípidos almacenados y la gota de grasa central disminuye de tamaño. En su lugar se observan varias gotitas de lípidos de diversos tamaños. Si se libera toda la grasa, los adipocitos adoptan una forma similar a los fibroblastos.
  • En recientes investigaciones se ha demostrado que los lípidos almacenados, aún en individuos en equilibrio calórico, se recambian cada 15 ó 21 días. El equilibrio, entre el depósito y la movilización de los triglicéridos tiene un control nervioso y hormonal.
  • Loa adipocitos desarrollan la capacidad de sintetizar y secretar hormonas, citocinas y factores se crecimiento. Una de estas hormonas es la leptina, un péptido de 16 kDa que regula el equilibrio energético. Es una hormona
    exclusiva de los adipocitos; se encarga de inhibir la ingestión de alimentos, por consiguiente estimula el ritmo metabólico y la disminución del peso corporal. Esto significa actúa como un factor de saciedad circulante porque controla la ingesta de alimentos cuando la cantidad de energía del organismo es suficiente.
  • Tejido adiposo pardo (grasa parda). Debe su nombre al color pardo (desde amarillo dorado al pardo rojizo) que exhiben sus células. El color se debe a la cantidad apreciable de citocromos que contienen las numerosas mitocondrias que existen en los adipocitos. También se le conoce como tejido adiposo multilocular, porque las células almacenan los lípidos en forma de pequeñas vesículas.  Las células de la grasa parda son de menor tamaño que los de la grasa blanca.
  • La grasa parda está especializada en la producción de calor en individuos sometidos a un ambiente frío. La capacidad de oxidación de estos adipocitos es mayor que en los de la grasa unilocular.

Fuente: http://histologiaunam.mx/descargas/ensenanza/portal_recursos_linea/apuntes/tejido_adiposo_2010.pdf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *